jueves, 19 de enero de 2017

CURSO DE DOCTRINA BÍBLICA - LECCIÓN 11 - LA SALVACIÓN

La Salvación es un término muy amplio; y como hemos visto hasta hoy la obra de Dios se centró en este aspecto.
El término Salvación se refiere a la liberación de algún mal; y es una de las palabras que más se usa en toda la Biblia.  Al referirse a Dios como el Salvador de la humanidad.



7.1.- La Salvación en el Antiguo Testamento

Dios se revela en el Antiguo Testamento como el Salvador de una manera específica del pueblo de Israel.  Y esta Salvación estaba centrada de una manera terrenal al librarlo de males terrenales.
El gran paradigma de la Salvación de Dios lo podemos ver en el libro de Éxodo cuando Dios se convierte en el Salvador de su pueblo al librarlo de la esclavitud en la tierra de Egipto.

“Así que ve y diles a los israelitas: “Yo soy el SEÑOR, y voy a quitarles de encima la opresión de los egipcios. Voy a librarlos de su esclavitud; voy a liberarlos con gran despliegue de poder y con grandes actos de justicia. Haré de ustedes mi pueblo; y yo seré su Dios. Así sabrán que yo soy el SEÑOR su Dios, que los libró de la opresión de los egipcios. Y los llevaré a la tierra que bajo juramento prometí darles a Abraham, Isaac y Jacob. Yo, el SEÑOR, les daré a ustedes posesión de ella.”  (Éxodo 6:6-8)

De esto podemos entender que la Salvación en el Antiguo Testamento no estuvo muy clara en su significado completo para el pueblo de Israel. De ahí que cuando Jesús se manifestó muchos no comprendieron el significado de su misión Salvadora ya que solo les interesaba la liberación de la opresión del imperio romano.

Sin embargo si hay muchos pasajes también en el Antiguo Testamento que nos hacen reflexionar en la Salvación en un sentido eterno.  Y no solamente de las injusticias terrenales sino también de la maldad del pueblo.

 Tú, Dios y salvador de Israel, eres un Dios que se oculta.  Todos los que hacen ídolos serán avergonzados y humillados, y juntos marcharán con su humillación.
Pero Israel será salvada por el SEÑOR con salvación eterna; y nunca más volverá a ser avergonzada ni humillada.  (Isaías 45:15-17)

7.2 La Salvación en el Nuevo Testamento

El Nuevo Testamento nos presenta de entrada a Jesús como el Salvador. No solo de Israel sino del mundo entero. Y no de una manera terrenal sino eterna.

El ángel le dijo a José, “llamarás su nombre Jesús porque el salvará al pueblo de sus pecados”  (Mateo 1:21)

En este texto encontramos dos aspectos importantes de la Salvación: primero es que la Salvación tiene que ver también con el pecado del pueblo. Y segundo, el nombre de Jesús en hebreo Yeshua es una combinación hebrea del nombre de Dios (YHWH) y Salvación (Yasha).  Lo cual relaciona a Jesús directamente con el Dios del Antiguo Testamento.

Por esta razón sabemos que en el Nuevo Testamento se nos revela de una manera clara la Salvación que ofrece a su pueblo. La cual es eterna, es de los pecados y de la maldad.  Pero debemos tener muy claro que abarca todas las áreas del ser humano.  Es decir la Salvación en el Nuevo Testamento es Integral.  Por esta razón la esperanza final del cristianismo es también la resurrección del cuerpo. 
Entender la Salvación bíblica como solamente una vida eterna del alma o la parte inmaterial del ser humano. Descuidando la Salvación del cuerpo.  Es un concepto erróneo influenciado por la filosofía platónica que desde los primeros siglos se hizo presente en la tradición cristiana.  Pero la tradición judía nunca contempló la vida eterna en ese sentido. Por eso la esperanza de la resurrección.

7.3.  Principales aspectos de la Salvación

Es evidente que este es uno de los temas más amplios en las Escrituras. Ya que esta nos habla de la Salvación como un gran cambio en la vida de los seres humanos. Por eso usamos también muchas veces el término “conversión” para hablar del primer paso hacia la salvación. Pero esta conversión la podemos entender como “arrepentimiento y fe”.  Lo que está íntimamente ligado con la “regeneración” del ser humano.   Por esta razón vamos a tratar de estudiar cada tema sistemáticamente.


 7.3.1. La Regeneración

Regeneración en griego significa “nacer de nuevo”. Es decir adquirir una nueva naturaleza.
Jesús enfatizó la importancia de la regeneración en su famosa charla con Nicodemo en Juan capítulo 3.  Ya que esta es la única manera de entrar en el Reino de Dios.

“De veras te aseguro que quien no nazca de nuevo no puede ver el reino de Dios —dijo Jesús”. (Juan 3:3)

Para  comprender de mejor manera lo que significa la Regeneración primero vamos a ver algunos conceptos erróneos sobre la misma.

No es el bautismo en aguas.- La regeneración no es algo que tenga lugar el momento de la ceremonia bautismal.  Ya que esta es solamente un símbolo exterior de lo que ya ha sucedido en mi interior (El bautismo con el Espíritu Santo)

No es solamente un cambio de conducta.-  Una persona puede cambiar ciertos hábitos negativos de su vida sin necesidad de haber sido regenerado en su naturaleza.  La Regeneración se refiere a un cambio interno en la misma naturaleza del ser humano.
Cuando Nicodemo le preguntó a Jesús “¿Cómo puede uno siendo viejo nacer de nuevo?” Jesús le respondió: “De cierto de cierto te digo, que el que nace de carne, carne es, y lo que es nacido del Espíritu, espíritu es” (Juan 3:3-6). Es decir la Regeneración no es algo que se obtiene por méritos humanos sino que es una obra del Espíritu Santo.

El principal conflicto que Jesús mantuvo con los fariseos durante su ministerio fue precisamente por el hecho de que ellos se limitaban a cambiar su comportamiento exterior sin querer cambiar su interior.

“¡Ay de ustedes, maestros de la ley y fariseos, hipócritas! Limpian el exterior del vaso y del plato, pero por dentro están llenos de robo y de desenfreno.
¡Fariseo ciego! Limpia primero por dentro el vaso y el plato, y así quedará limpio también por fuera. »¡Ay de ustedes, maestros de la ley y fariseos, hipócritas!, que son como sepulcros blanqueados. Por fuera lucen hermosos pero por dentro están llenos de huesos de muertos y de podredumbre. Así también ustedes, por fuera dan la impresión de ser justos pero por dentro están llenos de hipocresía y de maldad”. (Mateo 23:25-28)

Entonces ahora que hemos visto lo que no es la Regeneración procederemos a analizar lo que sí es.

 Es un nuevo nacimiento espiritual (Nueva vida espiritual).- La Regeneración tiene que ver con un engendramiento o procreación divina por medio del Espíritu de Dios.  Mediante el cual se hace participe al ser humano  de la naturaleza divina.

“Así Dios nos ha entregado sus preciosas y magníficas promesas para que ustedes, luego de escapar de la corrupción que hay en el mundo debido a los malos deseos, lleguen a tener parte en la naturaleza divina.”  (2 Pedro 1:4)

También se puede ver (Efesios 2:1-6; 2 Corintios 5:17)

Es un traslado espiritual.- La Regeneración es un traslado del reino de las tinieblas que está gobernado por Satanás, al Reino de Dios. Es decir implica el dejar de ser gobernado por el pecado para dejarle el gobierno de nuestras vidas a Dios.

Él nos libró del dominio de la oscuridad y nos trasladó al reino de su amado Hijo, (Colosenses 1:13)


7.3.1.1  La necesidad de la Regeneración

Dice Emery H. Bancroft en su libro “Fundamentos de Teología Bíblica”: “La necesidad de la regeneración es tan extensa como los límites de la raza humana y tan intensa como la depravación y maldad del ser humano”  (podemos ver Romanos 3:23)

Es decir toso ser humano está totalmente incapacitado para poder entrar en el Reino de Dios por su propia cuenta a esta doctrina es la que conocemos como la  “Depravación total”  Ya que dice la Biblia que Dios fue quien nos dio vida cuando estábamos muertos en nuestros delitos y pecados (Efesios 2:1)

El ser humano, como hemos visto, viene a este mundo con una naturaleza pecaminosa, que le llevará indudablemente a pecar. Y a menos que su naturaleza cambie, nunca dejará de ser un pecador.  Es decir si queremos vivir una vida espiritual, necesitamos de un nacimiento espiritual.

Entonces concluimos que para poder obtener la Salvación y la reconciliación con Dios necesariamente necesitamos ser regenerados.
Esto nos lleva a la siguiente pregunta: ¿Cuáles son las condiciones para ser regenerados?


Esto trataremos en la próxima lección.     

Hugo Vásquez:
Sígueme:
siguenos en facebook Canal de youtube siguenos en Twitter

Todas las lecciones del curso

Más cursos

Mirar la lección en video:

Suscríbete al canal






No hay comentarios:

Publicar un comentario