miércoles, 16 de enero de 2019

UNA TRANSFORMACIÓN INTEGRAL - ESTUDIOS SOBRE EFESIOS - LECCIÓN 8


Introducción


Uno de los milagros más grandiosos que Dios hace y sigue haciendo en nuestro tiempo es el cambiar la vida de las personas. Es por eso por lo que nuestro testimonio es de gran importancia en los planes de Dios, ya que, si la gente puede mirar en nosotros un cambio de vida, una transformación de nuestra forma de pensar de sentir y de actuar, eso es una evidencia más que convincente del poder de Dios.


En el pasaje que vamos a leer hoy Pablo nos habla acerca del cambio integral que debemos experimentar en nuestras vidas. Digo integral, ya que como todo ser humano somos: mente, sentimientos y voluntad, son en esas tres áreas en las que el Espíritu de Dios obra dándonos una vida nueva.

Efesios 4:17  Así que les digo esto y les insisto en el Señor: no vivan más con pensamientos frívolos como los paganos.
4:18  A causa de la ignorancia que los domina y por la dureza de su corazón, éstos tienen oscurecido el entendimiento y están alejados de la vida que proviene de Dios.
4:19  Han perdido toda vergüenza, se han entregado a la inmoralidad, y no se sacian de cometer toda clase de actos indecentes.
4:20  No fue ésta la enseñanza que ustedes recibieron acerca de Cristo,
4:21  si de veras se les habló y enseñó de Jesús según la verdad que está en él.
4:22  Con respecto a la vida que antes llevaban, se les enseñó que debían quitarse el ropaje de la vieja naturaleza, la cual está corrompida por los deseos engañosos;
4:23  ser renovados en la actitud de su mente;
4:24  y ponerse el ropaje de la nueva naturaleza, creada a imagen de Dios, en verdadera justicia y santidad.
4:25  Por lo tanto, dejando la mentira, hable cada uno a su prójimo con la verdad, porque todos somos miembros de un mismo cuerpo.
4:26  «Si se enojan, no pequen.» No dejen que el sol se ponga estando aún enojados,
4:27  ni den cabida al diablo.
4:28  El que robaba, que no robe más, sino que trabaje honradamente con las manos para tener qué compartir con los necesitados.
4:29  Eviten toda conversación obscena. Por el contrario, que sus palabras contribuyan a la necesaria edificación y sean de bendición para quienes escuchan.
4:30  No agravien al Espíritu Santo de Dios, con el cual fueron sellados para el día de la redención.
4:31  Abandonen toda amargura, ira y enojo, gritos y calumnias, y toda forma de malicia.
4:32  Más bien, sean bondadosos y compasivos unos con otros, y perdónense mutuamente, así como Dios los perdonó a ustedes en Cristo.

1.- TRANSFORMADOS EN NUESTRA MENTE
Efesios 4:17  Así que les digo esto y les insisto en el Señor: no vivan más con pensamientos frívolos como los paganos.  4:18  A causa de la ignorancia que los domina y por la dureza de su corazón, éstos tienen oscurecido el entendimiento y están alejados de la vida que proviene de Dios.
Vemos en estos versículos que Pablo insiste a la iglesia de Éfeso que su vida debe ser radicalmente diferente de la de las personas que no conocen a Jesús. Y el principal problema de todo ser humano sin Cristo es el tener: “pensamientos frívolos” Es decir, pensamientos vanos y sin sentido. Pero también, esto es causado por tener “oscurecido el entendimiento” En otras palabras, tiene un entendimiento al que le falta luz. Y por eso ellos actúan “a causa de la ignorancia que los domina”
Es por esta razón que el Espíritu de Dios tiene que trabajar con nuestra mente y entendimiento precisamente dándonos luz. Dentro de la doctrina cristiana se denomina a esto el don de la Iluminación. Refiriéndonos a esa capacidad sobrenatural que nos da el Espíritu Santo para poder entender las verdades de la Palabra de Dios.
Sin Cristo estamos en oscuridad, con Cristo tenemos su luz y al mismo tiempo podemos ser luz para las demás personas:
Jesús dijo en Juan 8:12
Una vez más Jesús se dirigió a la gente, y les dijo: —Yo soy la luz del mundo. El que me sigue no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida.

Paro también dijo en Mateo 5:14
5:14  «Ustedes son la luz del mundo. Una ciudad en lo alto de una colina no puede esconderse.

Entonces al mismo tiempo que Jesús es la luz que ilumina nuestro camino, también nosotros tenemos la responsabilidad de guiar a otras personas a encontrar esa luz, que es la única que puede sacar de la oscuridad el entendimiento de todo ser humano.

Nuestra mente es vital en nuestro proceso de conversión. Si cambiamos nuestra mente cambiamos nuestra vida. Incluso la palabra en el idioma griego que por lo general se traduce como arrepentimiento (metanoya) Significa un cambio de nuestra mente.
Por eso el apóstol Pablo más adelante en el mismo pasaje de Efesios nos insta a:
4:23  ser renovados en la actitud de su mente;

Y eso como ya dijimos es la obra del Espíritu de Dios, pero por medio de la Palabra de Dios. Entonces para renovar nuestra mente es de vital importancia el estudio de la Biblia. Por eso el mismo pasaje que estamos estudiando dice con respecto a la conducta de los no creyentes:
4:20  No fue ésta la enseñanza que ustedes recibieron acerca de Cristo,
4:21  si de veras se les habló y enseñó de Jesús según la verdad que está en él.

Renovemos nuestra mente por medio del estudio de la Palabra de Dios.

2.- TRANSFORMADOS EN NUESTROS DESEOS
4:19  Han perdido toda vergüenza, se han entregado a la inmoralidad, y no se sacian de cometer toda clase de actos indecentes.

Cuando el ser humano tiene la mente oscurecida, sin la iluminación del Espíritu de Dios es muy fácil entonces dejarse llevar por todos sus deseos. Y como nosotros sabemos los deseos de nuestra naturaleza caída suelen ser contrarios a los deseos del Espíritu de Dios.
Por eso en este pasaje podemos ver como Pablo dice que aquellos que no conocen a Jesús se han entregado a la inmoralidad y que no se sacian de cometer toda clase de actos indecentes. Esto quiere decir que ahora ellos son dominados por sus deseos, los cuales cada vez aumentan en intensidad y nunca les dejan satisfechos.
Por lo general, cuando el ser human es dominado por sus deseos, estos cada vez van en aumento, como una adicción y lo único que hacen es destruir nuestra vida. Por eso debemos recordar que aún el dominio propio es un fruto que el Espíritu Santo produce en nuestra vida. Sólo él puede cambiar nuestros deseos, por eso Pablo dice más adelante:

4:22  Con respecto a la vida que antes llevaban, se les enseñó que debían quitarse el ropaje de la vieja naturaleza, la cual está corrompida por los deseos engañosos;
4:23  ser renovados en la actitud de su mente;
4:24  y ponerse el ropaje de la nueva naturaleza, creada a imagen de Dios, en verdadera justicia y santidad.   

El texto nos enseña que cuando somos cristianos tenemos al Espíritu Santo morando en nosotros, es cómo un cambio de ropa, que simboliza el cambio en nuestra naturaleza que solo Dios puede hacer. Así ya no seremos guiados por deseos engañosos.

3.- TRANSFORMADOS EN NUESTRA CONDUCTA
Si el Espíritu de Dios transforma nuestra mente y nuestros deseos, el resultado final será un cambio en nuestra conducta. En los siguientes versículos el apóstol Pablo nos hace una lista de varias cosas que como cristianos debemos evitar, y también de hábitos positivos que debemos adoptar.

Cambiar la mentira por la verdad
4:25  Por lo tanto, dejando la mentira, hable cada uno a su prójimo con la verdad, porque todos somos miembros de un mismo cuerpo.

Lo primero que se menciona es el abandono de la mentira, y la razón que se da para hablar con la verdad es que somos parte de un mismo cuerpo. La sinceridad en nuestras relaciones es muy importante para que la vida en comunidad como parte del Pueblo de Dios pueda ser edificada.

En la vida cristiana no existen mentiras grandes o pequeñas. Mentira es mentira, así como pecado es pecado. Muchas veces lo que nosotros pensamos que es una mentira pequeña con el tiempo nos obliga a decir más mentiras para seguir ocultando la verdad y el resultado final es mucho más grabe que nuestra intención inicial.


Cambiar la ira por la compasión

4:26  «Si se enojan, no pequen No dejen que el sol se ponga estando aún enojados,
4:27  ni den cabida al diablo.

Este texto nos enseña que de alguna manera todos los seres humanos por nuestra naturaleza somos susceptibles a enojarnos. Existe un tipo de enojo, que no necesariamente es malo, cuando es en contra del pecado o en contra de la injusticia, Jesús mismo en su humanidad experimentó este tipo de enojo.  

Sin embargo, es que el enojo humano, por causa de nuestra naturaleza la mayoría de las ocasiones está lleno de deseos que no son buenos, como la venganza o el odio, en contra de las personas que nos hicieron daño. Es por eso por lo que el consejo del apóstol es “si se enojan no pequen” mostrando que no necesariamente el problema es el enojo, sino los deseos y las acciones que podemos cometer por causa de ese enojo.

Es por esta razón también que el consejo bíblico es que no dejemos que el sol se ponga estando aún enojados, es decir, para poder edificar una vida en comunidad es recomendable no dejar pasar el tiempo y buscar siempre la reconciliación.

Más adelante el texto dice:

4:31  Abandonen toda amargura, ira y enojo, gritos y calumnias, y toda forma de malicia.
4:32  Más bien, sean bondadosos y compasivos unos con otros, y perdónense mutuamente, así como Dios los perdonó a ustedes en Cristo.

Notemos que la razón principal para abandonar toda clase de ira y buscar la reconciliación es seguir el ejemplo de Jesús. El se entregó por nosotros en la cruz para perdonarnos, precisamente para no permitir que la ira de Dios en contra del pecado cayera sobre nosotros. Todo lo hizo por compasión y ese es el ejemplo que debemos seguir.



Cambiar la deshonestidad por generosidad

4:28  El que robaba, que no robe más, sino que trabaje honradamente con las manos para tener qué compartir con los necesitados.

Es comúnmente aceptado en cualquier contexto cultural que robar, es decir, quitar a alguien lo que le pertenece de una forma ilegal, es malo. Sin embargo, muchas veces no reflexionamos que cuando no actuamos con total honradez en nuestro trabajo, en nuestro negocio, en nuestros impuestos y más cosas similares también es una clase de robo. Es deshonesto y es pecado.

El cambio que la Biblia nos pide en este punto no es solamente dejar de ser deshonestos sino ir un paso más allá y más bien ser generosos. Trabajar honradamente para tener que compartir con los necesitados. Quiere decir que, en lugar de buscar obtener beneficios económicos de forma ilegal, busquemos esforzarnos y trabajar duro para poder ayudar.


Cambiar nuestra manera de hablar

4:29  Eviten toda conversación obscena. Por el contrario, que sus palabras contribuyan a la necesaria edificación y sean de bendición para quienes escuchan.

La palabra que en nuestra Biblia se traduce como “obscena” en el idioma griego se usaba para referirse a una fruta en estado de putrefacción. Entonces lo que la Biblia nos enseña es que muchas veces nuestras palabras y conversaciones pueden estar en ese estado corrompido. Especialmente cuando participamos de conversaciones obscenas e inmorales. Eso no edifica en nada a nuestra vida en comunidad. Más bien la alternativa que el texto nos pide es que nuestras palabras y conversaciones edifiquen y sean de bendición para nuestros hermanos.

Conclusión
Estos textos nos muestran que lo que Dios quiere de nosotros es un cambio integral. Un cambio que comienza con nuestra mente y pensamientos, de esa manera podremos controlar nuestros deseos pecaminosos y como resultado nuestra conducta será diferente y conforme a lo que Dios quiere de nosotros.

Recordemos que esto en la vida cristiana es un proceso que se lleva a cabo conforme nosotros dependamos del Espíritu de Dios cada día. Es por esto por lo que cada que fallamos en uno de estos asuntos, Pablo dice que entristecemos al Espíritu de Dios.

4:30  No agravien al Espíritu Santo de Dios, con el cual fueron sellados para el día de la redención.


Busquemos que nuestra vida en lugar de agraviar al Espíritu de Dios más bien glorifique a Jesús en cada uno de nuestros actos.

Mira esta lección en video:



Sígueme:

siguenos en facebook Canal de youtube siguenos en Twitter





Si quieres colaborar con este ministerio puedes hacerlo por medio de nuestra cuenta de Pay Pal en el siguiente enlace:

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario